Saltar al contenido

Mitos del emprendimiento: ¿Qué hay de real en ellos?

Todas las disciplinas tienen una lista de mitos asociados a ellas. Por ejemplo, hay gente que cree que ser influencer no es un trabajo (aunque ganen mucho más que ellos).

El emprendimiento es una víctima más de este tipo de mitos y mentiras, por eso hoy quiero contarte cuáles son los mitos más comunes a los que se tiene que enfrentar un emprendedor.

Mitos más comunes del emprendimiento

7 Mitos del emprendimiento que seguro que te suenan

De entre todos los mitos y creencias erróneas del emprendimiento, yo he seleccionado 7, pero créeme que hay muchas más:

#1: Para ser emprendedor necesitas mucho dinero

El mundo ha cambiado muy rápido en los últimos años, sobre todo en las últimas dos décadas, con el boom del internet.

Hasta que ese momento, todos los negocios requerían de un local donde la gente fuese a comprar, tener algún empleado para manejar el stock, atender a los clientes, crear las facturas…

Una cadena de costes bastante grande, lo que hacía que para poder emprender tu propio negocio, necesitases cierto capital.

Mucha gente sigue pensando que todos los negocios necesitan una inversión similar para arrancar, pero nada más lejos de la realidad, hoy en día con 500€ y un portátil puedes empezar un negocio desde tu propia casa.

Nunca antes había sido tan fácil empezar un proyecto (digital), los costes son menores que nunca y la velocidad de crecimiento de los negocios online ha alcanzado cifras nunca vistas.

Ojo, hay modelos de negocio que necesitan una inversión inicial muy fuerte, pero sin duda, hoy en día es posible emprender con muy poco dinero.

#2: Conseguir financiación es imprescindible

De vuelta con lo que comentaba justo antes, hay personas que piensan que lo que va a hacer que su negocio salga adelante es la financiación.

Y sí, puede ser un gran acelerador de resultados pero, ¿y cuando se acabe el dinero? Pero aún más importante que eso, ¿de verdad necesito el dinero para lanzar el proyecto?

Si la respuesta es que sí, adelante ve a por ella. Pero seguro que puedes reducir gastos y eliminar una gran parte de los costes que te están lastrando y por los que crees que necesitas financiación.

#3: Los emprendedores ganan mucho dinero

Podríamos decir que esto es un mito a medias. Por supuesto que no todos los emprendedores ganan mucho dinero, los que ganan mucho dinero son los grades emprendedores.

Los creadores de Google, Facebook, Paypal… Esos sí que ganan millones de euros al año, ¿pero y el resto de mortales que tienen su agencia de marketing, una pequeña empresa de Print-On-Demand o Antonio, el chico que abrió una frutería en el barrio?

Los comienzos de los emprendedores suelen ser muy austeros, en muchas ocasiones se pasan meses sin cobrar un solo euro para que la empresa pueda mantenerse a flote.

Porque como dijo Fernando Trías de Bes en su libro El Libro Negro del Emprendedor, emprender para hacerse rico y dar un pelotazo es un «Motivo lamentable».

#4: Emprender te hace famoso

La gente que piensa esto lo cree porque le suenan nombres como Steve Jobs, Mark Zuckerberg o Elon Musk.

Emprendedores que han tenido un éxito rotundo, ¿pero y todos los demás emprendedores que han tenido un éxito similar o incluso mayor que ellos, acaso la gente los conoce?

mitos del emprendimiento de exito

¿O tú?, ¿sabes quienes son los fundadores de Google, Snapchat, JustEat, Samsung, Dropbox o Paypal? Probablemente no, y eso que son compañías muy conocidas y que muchas las usas a menudo.

Algunos emprendedores sí que saltan a la fama, pero desde luego, hoy en día es mucho más fácil hacerte famoso haciendo locuras cámara en mano que montando un negocio millonario.

#5: Tener una buena idea es lo más importante

¿La idea de negocio es importante? Por supuesto, de hecho, una de las cosas más importantes. Pero aún más importante que la idea, es cómo la ejecutas.

De nada sirve que tengas una idea que puede revolucionar el mundo si no sabes cómo llevarla a cabo. Por tanto, no hay que centrar los esfuerzos en cuál es tu idea, sino en la práctica de esa idea.

#6: Si cuentas tu idea te la roban

Puede que sea uno de los mitos más extendidos en lo que a emprendimiento se refiere. De hecho, es de los que siempre salen en las conversaciones.

Y este es uno de esos mitos que no solo repite la gente que no emprende, sino también muchos emprendedores. El meme ha llegado hasta tal punto que dentro del mundillo a estos emprendedores se les llama los «emprendedores Gollum«, imagino que ya sabrás por qué…

Y no digo que esto no pueda ocurrir, pero de ahí a pensar que hay gente que se dedica a copiar las ideas de los demás para triunfar hay un trecho.

#7: No puedes lanzar tu producto hasta que no esté perfecto

Puede que este sea uno de los mitos del emprendimiento que más generalizado está y que más daño puede hacer a tu empresa.

Por supuesto, no se trata de lanzar al mercado cualquier cosa y esperar a ver que pasa, porque ya te digo yo que no te va a comprar nadie.

Puede que te estés preguntando: «¿Y por qué iba a lanzar mi producto si no está terminado, o si no está optimizado?» La respuesta es clara: aprender.

Probablemente en tu idea de negocio y tu modelo de Canvas habrás puesto quién te va a comprar, qué te va a comprar, por qué te van a comprar a ti… Pero hasta que no te expones al mercado, eso son simples suposiciones.

Puedes crear un producto, que puede ser perfecto, un producto sin fallos, a buen precio, que tiene un buen marketing, ¿pero y si no es lo que quiere la gente?

El producto mínimo viable (PMV) del método lean startup se basa en lanzar el producto lo antes posible, reduciendo el tiempo de producción y los costes al máximo para poder obtener datos y saber si ese producto puede tener un hueco en el mercado actual.

Artículos relacionados:

  • Si pinchas en este enlace puedes ver el resto de artículos de emprendimiento.